miércoles, 11 de diciembre de 2013

Inicia sesión ordinaria en sede alterna de San Lázaro


Por Roberto Garduño y Enrique Méndez

México, DF. El presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados, Ricardo Anaya, dio inicio a la sesión ordinaria que se trasladó del salón de plenos al auditorio del edificio E en San Lázaro.

Anaya, flanqueado por su correligionario del PAN, José González Morfín, y por los priístas Marisela Sánchez y Francisco Arroyo Vieyra, esperó a los legisladores del blanquiazul, del Partido Verde y del PRI para iniciar la sesión, donde se dará por recibido formalmente el dictamen enviado por el Senado de la República de reforma constitucional en materia energética.

A su arribo al auditorio, el coordinador parlamentario del PRI, Manlio Fabio Beltrones, fue recibido por una ovación y aplausos de sus correligionarios, quienes le tributaron todo el respaldo ante el proceso de dictaminación de la minuta.

Otra vez fue el perredista Fernando Belaunzarán quien figuró entre los legisladores del PRI y del PAN, pues fue el único de los representantes del partido del sol azteca que se encontraba en el auditorio. Se paseó al frente de los legisladores, y los priístas le aplaudieron y corearon su nombre.

Para justificarse, dijo a los representantes del Revolucionario Institucional que esperarán el listado de reservas que había presentado (al rededor de 80, durante el proceso aprobatorio). Aun así, ese diputado se dio tiempo de saludar a Manlio Fabio Beltrones y al presidente de la mesa directiva, así como dar abrazos con afecto a varios de los priístas, entre los que se sentó.

Se plantea en este momento la posibilidad de que la mesa directiva envíe a comisiones unidas de energía y puntos constitucionales el dictamen para que entre jueves y viernes sea aprobada en lo general y lo particular.