miércoles, 30 de octubre de 2013

Lucha de organizaciones por libertad de Patishtán dio frutos, asegura su hija


Elio Henríquez, corresponsal

San Cristóbal de Las Casas, Chis. “Mi papá está emocionado y un poco nervioso esperando que se concrete su libertad”, luego de que el presidente Enrique Peña Nieto anunciara anoche en su cuenta de twitter que el jueves indultará a Alberto Patishtán Gómez, informó su hija Gabriela Patishtán Ruiz.

Entrevistada en esta ciudad, dijo que en caso de que se concrete la liberación de su padre, quien lleva 13 años en la cárcel, “podremos decir que ha dado fruto la lucha que diversas organizaciones y personas han realizado desde que fue encarcelado injustamente”.

Señaló que ayer 20.45 horas, aproximadamente, habló con su padre vía telefónica, ya que desde el 4 de octubre se encuentra en el Instituto Nacional de Neurología, ubicado en la ciudad de México para recibir 28 sesiones de radio terapia, debido a un tumor que tiene en el cerebro.

“Está emocionado y un poco nervioso porque se dice que podría ser liberado el jueves y parece que ésta es la definitiva, después de tantas expectativas fallidas de que sería librado, y no es fácil recibir la noticia después de 13 años de estar en prisión”, aseveró Patishtán Ruiz, quien comentó que hoy viajará a la capital del país para estar cerca de su padre y de su hermano Héctor que lo acompaña.

La joven tzotzil, que estudia la carrera de leyes en la Facultad de Derechos de la Universidad Autónoma de Chiapas (Unach), con sede en esta ciudad, dijo que “hasta que no lo veamos fuera de cárcel no podremos estar seguros de que obtenido la tan anhelada libertad”.

Insistió: “Estamos pendientes y a la espera porque se dice que el jueves podría ser liberado definitivamente después de tantos años de lucha, de batalla acompañados y apoyos por diferentes grupos y personas”.

Recordó que apenas el 12 de septiembre pasado, el Primer Tribunal Colegiado del Vigésimo Circuito, con sede en la capital del estdo, ratificó la sentencia de 60 años de cárcel en contra de su padre, lo que “nos desanimó, pero no hemos dejado de luchar”.

Patishtán Gómez está preso desde junio de 2000, acusado de los delitos de homicidio y lesiones calificados, daños en propiedad ajena y portación de armas de fuego prohibida –lo cuales ha negado--, por su presunta participación en una emboscada ocurrida ese año en el municipio de El Bosque –ubicado en el norte de Chiapas--, en la que murieron seis policías estatales y uno municipal. Está recluido en el penal de San Cristóbal.