martes, 8 de octubre de 2013

VERACRUZ: Temen que fricciones entre padres y profesores acaben en violencia


FERNANDO INÉS CARMONA

Orizaba, Ver.- La recuperación de escuelas en paro de labores puede generar peleas a golpes entre maestros paristas y padres de familia. Tanto en la sierra de Zongolica como en la zona urbana han ocurrido enfentamientos entre ambos grupos pero hasta el momento no han pasado de empujones y gritos.

Por ejemplo en Zongolica integrantes del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano (MMVP) impidieron que personal del Instituto Nacional de Geografía e Informática (Inegi) levantara un censo presuntamente en materia educativa en escuelas del municipio, además que enfrentaron a padres de familia de la escuela secundaria Técnica 54 y se apoderaron de las instalaciones de la escuela para protestar por la reforma educativa.

De acuerdo con las versiones de los testigos, que ocurrieron antes de las ocho horas de este lunes, se da conocer que los directivos de las escuelas, fueron obligados para que abandonaran la institución y se procedió a la suspensión de clases, “en tanto no haya respuesta a las demandas que hacen los docentes”.

El hecho en sí representa la recuperación de la escuela por parte de los maestros paristas, debido a que hace apenas una semana padres de familia habían roto el control del movimiento magisterial; por su parte Manuel García, representante de los padres de familia en ese plantel, anticipó lo que considera como un crispamiento de los ánimos entre los maestros con ellos, “aquí lo que urge es que las autoridades educativas intervengan, de lo contrario puede ocurrir una confrontación física entre ambos grupos, y sería muy lamentable”, dijo.

Pero además acusa que ninguna de las personas que tomaron el plantel es profesor de la institución, “son maestros disidentes que pertenecen al Movimiento Magisterial y que durante la mañana de este lunes colocaron lonas en la puerta principal y nuevas cadenas para impedir el acceso a los 400 alumnos y maestros de este centro de trabajo”.

En Orizaba, padres de familia de la escuela secundaria técnica número 4 tomaron el control del plantel luego de una junta que se tornó álgida per al final de impuso la decisión de recuperar la escuela y quitársela a los maestros paristas. Desde las 7 horas de este lunes padres de familia se reunieron con los maestros paristas así como con el director Eleazar García Santiago, para determinar si se continuaba o no con el paro de labores; en el desarrollo de los hechos, los maestros explicaron los motivos de su movimiento, el daño a sus derechos laborales y su intención de continuar en la lucha.

No obstante, algunos padres de familia se brincaron la barda para entrar al plantel, romper candados del portón principal y recuperaron el edificio para reiniciar labores. En breve entrevista el director Eleazar García aseguró que de 70 maestros que hay en la escuela 55 sí están dispuestos a dar clases, por lo que buscará acomodar los horarios para que los alumnos retornen a clases este martes 8.

Por otro lado, los padres de familia acordaron guardias en la escuela para evitar que los paristas retomen el plantel. Además buscarán mediante oficio la vigilancia de elementos de Seguridad Pública o incluso de la Marina Armada de México para evitar que las instalaciones de nueva cuenta sean tomadas

Mientras tanto en la escuela primaria Enrique Laubscher, padres de familia se quedaron con las ganas de reanudar las clases ya que no tuvieron éxito en su intento de recuperar el edificio que desde hace casi un mes permanece en poder de maestros.

Cerca de las 8 horas de ayer lunes un grupo de padres de familia intentó tomar en su poder el edificio educativo el grupo fue suficiente para convencer a los maestros de dejarles la escuela. La directora Marisela Hernández Arriaga dio a conocer que los padres de familia conocen de la situación además que están enterados que no pueden entregarles la escuela, “debido a que la mayoría de los maestros están apoyando el paro laboral”.

De los 18 docentes que laboran en esta escuela la mayoría están en paro de labores, además se levantó un acta de hechos y se advirtió que los padres de familia han asegurado que tomarán dinero de la directiva para pagar un notario.