lunes, 21 de octubre de 2013

Relega la reforma energética a indígenas de todo el estado, acusa líder de Racimos


NORMA TRUJILLO BÁEZ

Si Pemex se privatiza con la reforma energética, “puede haber levantamiento de la Huasteca veracruzana, del Totonacapan y en todo lo largo y ancho de nuestro estado, porque también estarían afectadas todas las comunidades indígenas”, declaró Efrén González, integrante de la organización Racimos.

El campesino señaló que desde siempre los más afectados han sido los campesinos de Chicontepec, Álamo, Papantla y Espinal, Coyutla, Cuahuixtlán, pero también están las poblaciones del sur de la entidad, “hay una explotación por parte de compañías extranjeras que van mancomunados con el gobierno, y los indígenas son saqueados, les quitan sus tierras”, acusó.

“Con la explotación petrolera, al indígena lo han marginado o simplemente le hacen un pedazo de carretera o le construyen un aula y ya con eso los ponen quietos cuando un pozo petrolero produce miles de barriles diarios”, dijo Efrén González.

Hay destrozo de árboles frutales, de milpa y todo lo relacionado al autoconsumo de la población indígena y luego cuando se riega el petróleo crudo, que si llega a tocar a una planta se la acaba, desgraciadamente es un destrozo general. “La vainilla que hace tiempo se daba en el Totonacapan actualmente ya no se da, el puro olor del petróleo crudo mata la planta”, manifestó.

Ahora ya no se produce, sostuvo el campesino, el olor del petróleo acabó con la producción de la vainilla, así como a esa orquídea está acabando con otras plantas, las semillas, árboles frutales y luego la gente se queja, van a Pemex y no quiere pagar cuando les destroza sus cultivos.

Las poblaciones indígenas en las zonas en las que hay petróleo están molestas con la reforma energética que se viene, por eso “si hay reforma energética, pero que verdaderamente toda la maquinaria y toda la petroquímica fuera de la nación, pero no del extranjero porque lo que hemos visto es que todas las compañías que vienen a hacer trabajo son extranjeros, y si se sigue con el camino de la privatización de Pemex, los campesinos e indígenas de Veracruz saldremos a defender lo que es nuestro”.

Porque hasta hoy el dinero se reparte entre las empresas, los gobernantes y el pueblo se queda sin nada, de qué sirve que en México haya petróleo si cada mes la gasolina sube, si los indígenas a los que se les quitaron su tierras viven en el olvido, señaló Efrén González.