lunes, 13 de enero de 2014

PUEBLA: La privatización del SOAPAP y carestía generarán “escalada de protestas”: Morena


Martín Hernández Alcántara

La aplicación de nuevos impuestos al consumidor sobre numerosos artículos de consumo popular, la pérdida de empleos en la Comisión Federal de Electricidad, el encarecimiento de las cuotas del servicio eléctrico, amén de la privatización del Sistema Operador de Agua Potable y Alcantarillado de Puebla (Soapap) generará “una escalada de protestas e inconformidades por parte de la población (…)”, advirtió la dirigencia del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Las secretarías de Derechos Humanos y Sociales, el Comité Ejecutivo Estatal de Morena en Puebla y Comité Ejecutivo Municipal emitieron este fin de semana un boletín en el que consignan que “el comienzo de este año 2014 ha estado marcado por la concreción de una de las mayores ofensivas conservadoras y neoliberales en la historia de México. El conjunto de reformas aprobadas: hacendaria y energética; y el conjunto de nuevos impuestos al consumidor, avaladas por la inmensa mayoría de los integrantes del Partido Acción Nacional (PAN) y del Partido de la Revolución Institucional (PRI), representan sin duda la agudización del conflicto social que ya está en marcha en este país”.

En esa lógica, la organización que a nivel nacional encabeza el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador hace “un recuento de los golpes bajos que la clase política en cercanía con los grandes poderes económicos nacionales e internacionales han propinado a la población nacional. Enumerémoslos: el alza a los precios del combustible que ha comenzado ya mismo en este mes de enero (y que se prolongará al menos durante todo este año), lo cual contradice los supuestos beneficios que traería la privatización de los recursos energéticos y de Petróleos Mexicanos mismo”.

Advierte también sobre “la aplicación de nuevos impuestos al consumidor sobre numerosos artículos de consumo popular, impuestos que nuevamente se han cargado sobre el pueblo y no sobre los productores de dichos artículos; la inevitable desarticulación de la Comisión Federal de Electricidad que provocará la pérdida de numerosos empleos; el encarecimiento de las cuotas del servicio eléctrico y el enriquecimiento de particulares extranjeros mediante un servicio que debería ser de beneficio social; la próxima privatización del organismo operador del agua en esta entidad (y también a nivel nacional), provocando el incremento en los precios y nuevamente el enriquecimiento de particulares extranjeros; la inminente subida de precios en general producto de la presión inflacionaria que los nuevos impuestos y alzas en productos fundamental en las cadenas productivas provocarán sobre la economía popular”.

“La consecuencia natural de esta ofensiva será el surgimiento en los próximos meses y años, de una escalada de protestas e inconformidades por parte de la población nacional, fustigada por la constante y ya prolongada pérdida de sus condiciones de bienestar y la progresiva y constante pérdida de los bienes sociales que este pueblo había tardado décadas en lograr”, asegura.

Ante esta situación Morena, “su organización, sus dirigentes, sus integrantes, sus simpatizantes, las organizaciones afines, todos nosotros, debemos asumir con mayor responsabilidad la construcción sólida y clara de nuestra organización, para poder convencer y representar eficazmente las demandas ciudadanas ante el colapso mayoritario del sistema de representación política. Este es un momento clave en la historia de Morena: 2014 debe ser el año en el que como fuerza política este partido cobre fuerza significativa y se perfile como un partido distinto”, indica.

Y añade que la organización izquierdista “no puede ser un partido político más, no puede repetir los vicios políticos históricos de este país como el clientelismo, el electoralismo, el patrimonialismo, la corrupción, el autoritarismo. Morena debe erigirse como una verdadera fuerza social comprometida con la población nacional, con los más necesitados, con la creación de una riqueza nacional y un desarrollo económico nacional incluyente, con la urgente reconstrucción de un país por gente comprometida con su rescate. Morena debe represtigiar a la política”.