miércoles, 22 de enero de 2014

Ordena Corte libertad inmediata de indígena nahua presa por aborto


Por Jesús Aranda

México, DF. La primera sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) concedió el amparo liso y llano y la libertad inmediata de Adriana Manzanares Cayetano, indígena nahua sentenciada a 22 años de prisión después de haber sido golpeada, insultada y acusada por una asamblea popular en el municipio de Ayutla de Los Libres, Guerrero, debido a que, producto de una infidelidad, dio a luz a un bebé que murió al nacer.

Acusada de aborto, la joven indígena deberá salir libre del penal de Chilpancingo Guerrero, determinaron los ministros por unanimidad.

La sala consideró que fue violado el debido proceso legal de la acusada, quien no contó, entre otras cosas, con un intérprete que hablara su lengua al momento de rendir su declaración ministerial.

Su defensa alegó Manzanares tuvo un aborto espontáneo a los siete meses de gestación; además, debido a que es pobre y no entiende español, no tuvo acceso a servicios de salud, lo que causó la muerte del producto. Además, agregó, el proceso penal fue irregular, porque la autoridad tardó siete meses en dictar auto de formal prisión y la acusación de homicidio en razón de parentesco fue acreditada por un juez de Guerrero con base en el testimonio de un hijo de Adriana que tenía cuatro años y fue coaccionado por su tía.

Una vez que termine la sesión, la sala procederá a notificar al penal la decisión de la Corte para que Manzanares quede libre.